page contents Belleza Hombres Integral : Cosmética | Estética | Lifestyle: ¿QUÉ ES EL ACNÉ?

¿QUÉ ES EL ACNÉ?




Es una afección dermatológica que, pese a que se asocia generalmente con la adolescencia, cada vez más aparece en personas mayores de treinta años, este problema los sufre un 80 por ciento de la población. Pese a ser una enfermedad leve y curable, sus efectos estéticos son importantes ya que tienden a aparecer principalmente en cara, pecho y espalda. La clave para evitar marcas y lesiones permanentes es sin duda la visita al dermatólogo. Un correcto estudio clínico para determinar las causas del proceso es fundamental para determinar el tratamiento más adecuado a cada caso, ya que no todos los acnés son iguales ni requieren el mismo tratamiento.

Aunque no existen tratamientos milagrosos, la clave del éxito pasa por una piel limpia, por no tocarse, ni por supuesto explotar las lesiones y los granos. También hay que ser constante porque existen tratamientos muy eficaces pero requieren su tiempo para ver el resultado. En los casos severos, i
ncluso años.

La higiene facial es muy importante, pero no hay que abusar. Limpia la piel a fondo mañana y noche (no más), porque si te excedes en la limpieza, la piel se queda desprotegida y se puede producir un efecto rebote: aumento de la grasa y al mismo tiempo deshidratación.

Además, es fundamental utilizar la cosmética adecuada a este tipo de piel (por lo general, grasa), utilizando productos sin aceite o libres de grasa tanto en hidratantes, protectores, lociones para el afeitado o maquillaje, para evitar aportar grasa extra a la piel, así como evitar el contacto del pelo sobre la frente y mejillas (olvídate del flequillo).

Las limpiezas faciales, así como la extracción de los comedones (el nombre técnico de los granos), son una tarea que sólo debe realizar un personal cualificado, como la esteticista o el dermatólogo. Asimismo, es importante seguir una dieta sana y equilibrada.

Existen múltiples tratamientos según el tipo de acné y su severidad. En la mayoría de los casos es necesario combinar varios medicamentos y tratamientos simultáneamente, que se van modificando o ajustando según la evolución del acné como antibióticos tópicos y orales, ácido azelaico, ácido mandélico, ácido salicílico, peróxido de benzoilo, peelings, dermoabrasión, láser, retinoides tópicos e isotretinoina oral, entre otros.